Kokka

Dirección
C/ d’Avinyó, 30
El Raval | Barcelona
Cocina: Nikkei

Horario
Mi. a Do. de 19:30h a 00:00h
y de 19:30h a 23:45h

Tlf. 93 412 71 98
Reserva: Sí

Calificación
Comida: Excelente
Calidad | Precio: Muy buena
Servicio: Excelente
Ambiente: Excelente
Coste: €€€

A veces nos pica la curiosidad sobre el origen del nombre del local. No nos pudimos aguantar y finalmente preguntamos cuál era el significado de la palabra Kokka. Y si, tal cual suena. Kokka hace referencia a la planta de coca popular en las culturas andinas, tanto para fines rituales como medicinales.

Una vez aclarada la duda, pasamos a la acción. Por lo que dedujimos, no disponen de menú (o hasta entonces). La carta se divide en diferentes apartados: ostras!, causas, ensaladas, gyosas y gua baos, ceviches, tiraditos y tatakis, makis y temakis, niguiris, postres y nuestros piscos. Una gran variedad donde elegir!

Pedimos un poquito de todo, empezando por unas deliciosas ostras! Una ostra nikkei (izquierda) con vinagreta de yuzu, ajílimo (variedad muy picante y aromática del chili) y cilantro. Y una ostra al estilo japonés (derecha) con salsa de tosazu (los ingredientes principales son el caldo dashi y el vinagre), algas y huevas de trucha. Ya os podéis hacer una idea de cuál fue la que nos picó un poquito… la nikkei! De la japonesa nos enamoró su potente sabor a mar, que tiene de por si la ostra combinada con las algas, junto con la explosión de las huevas. Os recomendamos probar las dos, aunque si no os gusta el picante mejor escoged la japonesa.

ostra-japonesa-nikkei-kokka-verytastyblog

ostra nikkei y ostra al estilo japonés

No podía faltar el ceviche nikkei, de corvina al rocoto (ají tradicional del sur peruano y la base de muchos platos típicos del país) y dashi. Como en la mayoría de ceviches, está compuesto de dos tipos de maíz, moniato, en este caso corvina, cebolla y como elementos diferenciales la salsa de rocoto y dashi. Quizás os sorprenda al saber que su sabor nos recordó al de las legumbres estofadas… que nos encantan. Como la combinación de sabores de este ceviche!

ceviche-nikkei-kokka-verytastyblog

ceviche nikkei

Para las causas decidimos hacer un surtido. Una causa de pollo con aromas huacatay (derecha), una causa de salmón marinado con remolacha, salsa rocoto y huevas de salmón (en medio) y una causa floral Nikkei con sashimi de atún, shiso (família de la menta) y salsa andina (izquierda). El emplatado llevaba salsa de aceituna típica andina, servida en pequeñas dosis junto a las causas. La base en las tres causas es la patata amarilla peruana (junto con otros ingredientes). Los tres nos parecieron muy buenos y no sabríamos decir cuál nos gustó más. Haced como nosotros y probad todo!

causas-kokka-verytastyblog

causas

Seguimos con un tataki de atún en salsa de ponzu (salsa japonesa), tomate, pepino en láminas, rábano y cebollino. Un plato muy fresco y bien conjuntado. Nos gustó mucho que el tataki no estuviera muy marcado ya que estaba muy jugoso. El tomate, presente en todo momento, consiguió darle un sabor exquisito…

tataki-atun-kokka-verytastyblog

tataki de atún

Empezamos con los vapores! En un principio pedimos una de gyoza pero no tenían en ese momento. Cambiamos rápidamente a un par de shao mai de cerdo con shitake y cilantro. La foto no hace justicia a su tremendo sabor. Nos sorprendió lo mucho que nos llegó a gustar. Dos bocaditos tiernos y jugosos donde pudimos notar perfectamente el sabor del shiitake… pero qué bueno!!

shao-mai-kokka-verytastyblog

shao mai de cerdo

El que viene a continuación fue una auténtica pasada, el gua bao de panceta ibérica glaseada con criolla y shiso verde. Os aconsejamos pedir solo uno (depende de la confianza que tengáis claro…), de esta forma podréis degustar diferentes platos de la carta. Es lo más parecido a un bollito tierno de los que deseas que no acabe nunca!

Muy muy recomendable.

gua-bao-kokka-verytastyblog

gua bao de panceta ibérica

Nos lanzamos a una experiencia relativamente nueva para nosotros. Cuando se habla de makis, se suele asociar a la combinación de pescado con verduras (en su mayoría), pero no tanto a makis de carne. Cuando vimos la carta no dudamos en coger el maki de pollo con mayonesa anticuchera (típica salsa peruana), aguacate, cilantro y rúcula. El pollo estaba deshilachado y de sabor fuerte, como si hubiera estado macerado y así potenciar el maki. En general fue un plato estupendo y de los mejores makis de fusión que hemos probado.

maki-pollo-kokka-verytastyblog

maki de pollo

El segundo y último del apartado de makis y temakis fue este maki de carne con reducción de soja, salsa de ostras, espárragos, shitake y piña. Además de contener carne en el interior, también incluía carpaccio de ternera flameado por encima. Muy diferente a todo lo que habíamos probado hasta el momento… Y para nosotros, un acierto, tanto el de pollo como este último!

maki-carne-kokka-verytastyblog

maki de carne

Por último, un par de niguiris de anguila con sansho (pimienta). Como ya sabéis, este niguiri es un mítico en nuestras comilonas. No sabemos porqué pero siempre acabamos con este bocadito en la mesa. Como hemos probado bastantes, podríamos decir que este no ha sido de los mejores que hemos probado pero era muy correcto.

nigiri-anguila-kokka-verytastyblog

niguiris de anguila

Damos por finalizado el banquete con este pisco sour en dos texturas!

pisco-sour-kokka-verytastyblog

pisco sour

CALIDAD | PRECIO
Todos los platos, junto con dos copas de vino blanco, un agua y dos cafés, sumaron un total de 84,60€. Los platos no nos parecieron excesivamente caros. Por poner ejemplos, las ostras tenían un precio de 3,70€ (nikkei) y 3,80€ (japonesa); las causas entre 2€ y 2,50€; los tres ceviches cuestan 7€ cada uno; los makis están entre 7,50€ y 8,50€; y el postre a 6€. Como contra pondríamos el precio de los postres, siempre acaban subiendo la cuenta más de lo pensado…

Todos los platos son de muy buena calidad, o eso es lo que nos pareció a nosotros. Tenemos en cuenta la delicadeza a la hora de emplatar y una minuciosidad maravillosa. Cuando vamos a restaurantes de alta calidad siempre nos esperamos lo mejor, y en este caso no ha sido menos…

SERVICIO | AMBIENTE
Kokka se encuentra bajo el restaurante Palosanto, el cuarto del Grupo San Telmo. El interior del local no es muy grande, de ahí que solo necesiten una camarera y un chef para cumplir con el servicio de noche (el único disponible actualmente). A nosotros nos trataron de maravilla. Estuvimos muy cómodos sentados en la barra (nos encanta ver qué se cuece),  y con muchas ganas de que empezaran a servir platos. La chica fue muy amable y risueña. Habíamos leído sobre el chef Oswaldo Llanos, formado en los mejores restaurantes peruanos y el encargado de elaborar la carta del Kokka. Nosotros tuvimos el placer de conocer al chef Juan Otivo, muy concentrado detrás de la barra pero con un lado muy cercano a la hora de explicarnos los platos.

Jorge Clos es el responsable de tal elegancia y pureza, trasladadas a cada estancia del local. Los materiales nobles como la madera hacen de este “sótano” un lugar del cual no quieres despedirte. Mientras esperábamos la llegada de cada plato, nos quedábamos mirando de arriba abajo cada rincón del Kokka. Nos llamó mucho la atención la composición de cuadros en una de las paredes, justo en frente de la barra. Retratos de ciudadanos peruanos que conseguían salirse del propio marco. Una realidad perfecta e hipnotizante. En el fondo, una salita rollo “chill out” con un sofá precioso tapizado en terciopelo naranja y capitoné. Un ambiente muy tropical con papel pintado de hojas verdes en las paredes y sillas de ratán…

Interior del local

interior del local

Si te gustó, te gustará… Pakta

 

 

2017-02-27T20:53:53+00:00 4 Septiembre, 2016|

Deje su comentario